Nacionales

Presidente sanciona ley que regula el teletrabajo en Panamá

La Ley 76 que regula el teletrabajo en Panamá fue sancionada por el presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen. Mediante la norma, se establece y regula el teletrabajo en el territorio nacional con el objetivo de generar un mayor número de plazas de empleos, y poner a Panamá acorde con los avances tecnológicos.

En un acto celebrado en la sede de la agencia Panamá-Pacífico en Howard, el gobernante destacó que la nueva legislación beneficia, principalmente, a los jóvenes y personas con discapacidad o enfermedad, quienes podrán trabajar desde sus casas y aportar a la economía nacional.

El presidente destacó la “unión de fuerzas” que llevó a la aprobación de esta ley, ya que fue una iniciativa del diputado de la bancada independiente Raúl Fernández que recibió el apoyo de sus colegas para hacerla una realidad.

“Esta iniciativa es un ejemplo claro de que, si las cosas se hacen bien, van a tener el apoyo del Gobierno”, resaltó el gobernante durante la sanción de la ley, acto en el que también participó la ministra de Trabajo y Desarrollo Laboral, Doris Zapata.

La nueva legislación señala que los empleados podrán usar la tecnología para trabajar a distancia durante algunos días o jornadas específicas, amparados por reglas claras. Esta modalidad de trabajo busca que los trabajadores produzcan más y en menos tiempo.

La ley establece que el trabajador tendrá todos los derechos y obligaciones inherentes al trabajador establecidos en el Código de Trabajo, así como también derecho al reconocimiento por la Caja de Seguro Social de los riesgos profesionales ocurridos durante la prestación del servicio en modalidad del teletrabajo, siempre que el teletrabajador sufra alguna enfermedad a causa del trabajo realizado para el empleador durante la vigencia de la relación laboral.

De acuerdo con la norma, el Mitradel impulsará la creación de una Red Nacional de Teletrabajo que incluya a la empresa privada, universidades, el sector público y las organizaciones sociales, para fomentar la cooperación nacional y regional en torno al intercambio de aprendizajes, investigaciones y buenas prácticas.

También se firmó el primer contrato de pasantía remunerada dentro del programa Aprender Haciendo. Génesis Isidro, de 18 años de edad, residente en San Miguelito y estudiante del técnico de Mantenimiento de Aeronaves en la Universidad Tecnológica de Panamá, fue la primera beneficiada.  

La joven iniciará su pasantía laboral como asistente de mantenimiento en la empresa Latin American Aeronautical Technical Support International, S.A

Comment here